Site preloader
Óptica Carrascosa
Inicio / Blog

/

Qué es el astigmatismo

Qué es el astigmatismo

  • Por: miriammartigamero
  • 18 noviembre, 2019
  • Etiquetado
Qué es el astigmatismo - Óptica Carrascosa, en Soria

Lo primero que debemos dejar claro a la hora de hablar del astigmatismo, es que no es una enfermedad ni un problema de salud visual, lejos de lo que se pueda pensar. No, el astigmatismo es un defecto refractivo, bastante común además; y es que entre un 20 y un 40% de la población lo padece.

El astigmatismo se puede definir como una diferencia en la curvatura de la córnea en las distintas direcciones. Un defecto que impide el enfoque claro de los objetos, tanto si están lejos, como si están carca. El motivo es que la córnea, que debería tener un perfil esférico (como un balón de fútbol) se curva en distinto grado en las diferentes direcciones. Este abombamiento hace que aparezcan distintos radios de curvatura en cada uno de los ejes principales.

Teniendo en cuenta esto, encontramos que el ojo con astigmatismo tiene distinto enfoque para diferentes rasgos de un objetos, según su dirección, de forma que dicho objeto se puede apreciar “deformado”.

Tipos de astigmatismo

Cuando hablamos de astigmatismo, debemos saber que existen diferentes tipos. Por un lado esta el astigmatismo irregular, que es aquel cuyos ejes principales no están perpendiculares. Por otro lado, encontramos el astigmatismo regular, que es más común. En este último caso, los ejes de mayor y menor enfoque están separados 90 grados.

En el caso del astigmatismo regular, nos encontramos con el astigmatismo simple, que no va acompañado de otro tipo de error refractivo, y el astigmatismo compuesto, que se asocia a miopía o hipermetropia.

Finalmente, como caso particular y dentro del astigmatismo regular, está el astigmatismo mixto. Aquí se da un eje enfocado delante de la retina y otro enfocado detrás de la retina hipermetrópico.

¿Cuáles son las causas del astigmatismo?

Como hemos comentado anteriormente, no podemos decir que se trate de una enfermedad o un problema de salud visual. Es un defecto refractivo que causará en las personas una visión distorsionada. Así, al profundizar en este problema, nos encontraremos con que las principales causas son genéticas.

En estos casos en los que la genética es determinante, hablaríamos de astigmatismo en individuos nada más nacer. Aún así, también podemos encontrarnos con astigmatismo tras someterse a determinadas operaciones (córnea o cirugías concretas como las de cataratas).

¿Cuáles son los síntomas del astigmatismo?

La sintomatología más frecuente en casos de astigmatismo es la percepción de las imágenes distorsionadas incluso, en algunos casos, sensación de visión doble.

Algunos problemas derivados del astigmatismo, que se pueden ver como síntomas, podrían ser dolor de cabeza o fatiga ocular, ambos causados al forzar la vista en exceso para tratar de conseguir un mejor enfoque. Además, también podrían aparecer mareas, dificultad de concentración, irritación y molestia ocular o visión borrosa sin importar si miramos de cerca o de lejos.

El problema de astigmatismo no sólo nos afecta en nuestro trabajo, también puede afectar nuestra vida privada. Por ejemplo, la visión borrosa puede ser un problema muy preocupante cuando estamos al volante. Por este motivo es tan necesario un diagnóstico temprano. Acudir a un óptico-optometrista para que pueda valorar nuestro problema y dar soluciones será esencial.

¿Cuáles son los tratamientos del astigmatismo?

Si padecemos astigmatismo, evidentemente nos interesará saber cuáles son los tratamientos más efectivos. El más extremo es la cirugía láser. Se trata de una operación que puede corregir este defecto y permitir así que el paciente no tenga que usar ningún tipo de gafas ni lentes. No obstante, esta técnica es invasiva y siempre conlleva ciertos riesgos.

Por otro lado, podemos corregir el astigmatismo usando medios ópticos: gafas con lentes tóricas que harán que percibamos los objetos de una forma más nítida.

También existe la alternativa de las lentes de contacto en sus materiales blandos y semirrigidos. Estos últimos son las solución más adecuada en el caso de astigmatismos irregulares.

Si aprecias en ti o en los tuyos algunos de los síntomas que puede causar el astigmatismo no esperes y confía en los verdaderos expertos en salud visual. Te esperamos en calle Marqués de Vadillo 3, Soria.

Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia de navegación